Receta para “bajar de peso” tras el confinamiento

En los tiempos que corren, donde los problemas ocasionados por la pandemia son tan serios a todos los niveles, económico, social, de salud, que tal vez hablar sobre la pérdida de peso pueda parecer algo banal, sin embargo no dejo de escuchar, en los distintos medios de comunicación, redes sociales y demás, que una de las consecuencias más serias que está teniendo el confinamiento sobre la salud de la población general es el aumento de peso.

Al parecer se estima que habremos cogido entre 2 y 5 kilos, los expertos piensan que debido principalmente al estrés emocional provocado por la pandemia.

En realidad y quizás lo podemos utilizar como excusa, es que durante todo el tiempo que estuvimos confinados, todavía continuamos, aunque ya se nos permite algo más de movimiento, se dieron las condiciones perfectas para ese aumento de peso: comer entre horas, vida más sedentaria de lo habitual, continuos viajes a la nevera y disminución de la actividad física, como vemos estuvimos y estamos ante la tormenta perfecta para aumentar de peso.

También son muchos los que consideran que tampoco han comido tanto durante estas semanas de encierro y sin embargo su peso ha aumentado incluso a pesar de los esfuerzos realizados por seguir las “durísimas clases de deporte” que se ofrecían por las redes sociales (quizás esto habría que analizarlo/matizarlo más despacio pero lo dejaremos para próximas entradas).

Vamos a ver con un sencillo ejemplo lo fácil que resulta coger peso.

Si durante más o menos los primeros 30 días de confinamiento, hubiésemos aumentado en unas 200 calorías, que es muy poco, nuestra dieta habitual, esto se traduciría en una subida de al menos un kilo y ello se consigue por ejemplo consumiendo tan solo y a diario unas poquitas  y simples galletas. Por otro lado, imagino que como casi todos hemos desarrollado en estos dias nuestra creatividad en la cocina, muy probablemente habrán sido algo más que unas simples galletitas lo que hayamos consumido.

De cualquier modo no era muy difícil  prever este subida de peso en cuanto observamos que algunos productos aumentaron sus ventas de manera exagerada, como fue el caso de  las harinas, que incluso se duplico llegando al 196%, todos sabemos que era misión imposible conseguir harina, sucedió lo mismo con el alcohol, en concreto con las cervezas sus ventas aumentaron hasta el 57%, los snack y frutos secos alcanzaron hasta el 61%, y el chocolate el 60%, todo ello ocurrió sobre la tercera semana de confinamiento, de modo que si hemos estado algunas semanas mas, es muy fácil averiguar que la gran mayoría hayamos cogido algunos kilos de más.

Adelgazar tras el confinamiento

Ante esta situación, qué deberíamos hacer, pues intentar volver a nuestro peso anterior lo antes posible y hacerlo con cierto criterio, lo primero, tener presente que resulta mucho mas sencillo prevenir que pensar en perdida de peso y que hacer las cosas por salud es más sensato que elegir bajar peso por “cambiar” nuestra imagen corporal.

Ademas entramos en la típica época del año, donde vemos que el verano esta muy cerquita, y comenzamos a preocuparnos más por nuestro peso y las dietas milagro empiezan a atraparnos, aunque existen alternativas mucho mas efectivas y recomendables para bajar de peso de forma definitiva y es sin duda “Aprender A Comer Bien” que se logra, además de siguiendo este blog, con cosas tan sencillas como modificar/cambiar nuestros hábitos de vida. 

“La idea es que aprendamos a mantener una alimentación sana, no solo de manera temporal sino para el resto de nuestra vida.”

Mi propuesta  para ayudar un poco con esta tarea es ofrecer un plato donde su aporte calórico no es elevado y todos sus ingredientes son saludables. La receta: Crema de Coliflor con Manzana, es cierto que no esta la coliflor ya de temporada sin embargo es una verdura que prácticamente encontramos durante todo el año, incluso podemos recurrir a comprarla congelada.

Estoy convencida que esta receta va a sorprender, tanto a los amantes de la coliflor, como a los “hater” de la misma. Su sabor es suave y agradable queda  con una textura cremosa y la manzana le da un toque perfecto, en casa nos ha encantado a todos y seguro que será una receta de las que se convierta en habituales.

Crema de Coliflor con Manzana


Ingredientes
  • 1 coliflor
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 1 manzana
  • 1 vaso de leche evaporada o de vaca o de cualquier bebida vegetal 
  • 1 cucharada de AOVE (aceite de oliva virgen extra)
Elaboración de la crema

Trocea la cebolla y el puerro, rehógalas con el aceite de oliva en una cazuela.

Añade la coliflor y la manzana troceadas y dales un par de vueltas con el puerro y la cebolla, añade la leche y  medio vaso de agua, más o menos que cubra un poco todos los ingredientes. Pon a fuego medio y tapa, déjalo aproximadamente unos 15-20 minutos o hasta que al pinchar la coliflor veas que este hecha. Por último tritura hasta conseguir una textura cremosa.

Antes de triturar si observas demasiado liquido, quita un poco para  evitar que se te quede aguada, de cualquier modo puedes quitar e ir añadiendo según veas la textura.

Puedes espolvorear con un poquito de pimentón y pimienta.

En la imagen, puedes observar su textura cremosa. Acompañala con pipas de calabaza o laminas de almendras tostadas o como hice yo, con garbanzos especiados, en unos dias os dejo la receta de estos, es muy sencilla de elaborar y ademas se pueden consumir como aperitivo saludable. 


crema de coliflor_2

Logro blog 2020_2